El Santuario Histórico de Machupicchu, una de las maravillas del mundo, ha sido reconocido como destino carbono neutral, logro alcanzado en virtud del trabajo articulado entre la sociedad civil local y los sectores público y privado, teniendo como eje principal la conservación del patrimonio natural y cultural de esa zona del país.

Este reconocimiento es motivo de orgullo nacional y resultado del trabajo articulado entre la sociedad civil local y los sectores público y privado.

Durante la ceremonia realizada esta mañana en dicha ciudad, el viceministro de Gestión Ambiental del Ministerio del Ambiente (Minam), Mariano Castro, sostuvo que la certificación otorgada al Santuario Histórico de Machupicchu es “un gran paso y debemos estar orgullosos”, toda vez que somos “un gran ejemplo para el Perú y el mundo”.

Asimismo, advirtió que estamos en una situación de crisis ambiental climática, por lo que cada acción ciudadana y “nuestra relación con la naturaleza, cuenta”. En otro momento de su alocución, destacó que son importantes los esfuerzos en materia ambiental, porque “debemos alcanzar nuestras metas nacionales y locales de ser economías carbono neutral”.

Para obtener esta certificación internacional, dicho recinto natural e histórico del Perú ha logrado mitigar su huella de carbono, ofreciendo a los visitantes una experiencia climáticamente responsable en concordancia con los grandes desafíos en el cuidado del planeta. Con ese propósito, desde el 2016 se ha trabajado por la descarbonización con la implementación de plantas de tratamientos de residuos orgánicos, plásticos y promoviendo protocolos para la disminución de su generación.

“Así, Machu Picchu se convierte en pionera en adoptar metas ambientales y climáticas. En el 2019 se registraron 8600 toneladas de gases efecto invernadero. Al 2030 se reducirá en 45 %”, añadió el viceministro Castro. A ello se suma la iniciativa de “Un Millón de Árboles para Machupicchu”, dirigido por el Servicio Nacional de Áreas Naturales Protegidas (Sernanp), entidad adscrita al Minam.

En la actividad también participaron: Luciana Visnevski, directora de Relaciones Institucionales de Green Initiative, entidad certificadora; el alcalde distrital de Machupicchu, Darwin Baca; el jefe del Sernanp, Pedro Gamboa; y el jefe del Santuario Histórico de Machupichu, Ernesto Escalante. También participaron del acto los representantes del Grupo AJE y de Inkaterra, Jorge López y José Koechlin, respectivamente, además de funcionarios regionales y municipales y la sociedad civil.

Dato:

– El distrito y el Santuario Histórico de Machupicchu buscan reducir las emisiones de carbono en un 45 % hacia el año 2030, y alcanzar las emisiones netas cero (carbononeutralidad) para el año 2050, para así aportar al compromiso nacional asumido en el Acuerdo de Paris.

 

Informa Revista Naturaleza Interior
“Cuidando nuestro medio ambiente y la vida”

 

 

 

 

 

 

X