“La economía global crecerá este año, pero no de forma pareja, los países desarrollados captan el 80% de las inversiones para la reactivación y han acaparado la mayor parte de las vacunas en tanto que el 90% de los africanos no ha recibido una dosis, “es una receta para el desastre que nos amenaza a todos”, advierte el líder de la ONU.”

Imagen: ONU Barbados/Bajanpro El Secretario General António Guterres durante su participación en la Conferencia de la ONU sobre Comercio y Desarrollo, en Bridgetown, Barbados.

El Secretario General de las Naciones Unidas António Guterres señaló este lunes que si bien este año la economía mundial crecerá entre 5% y 6%, en realidad no se trata de una buena noticia porque la otra cara de la moneda muestra una enorme inequidad en ese repunte. Guterrez precisó que: “Una recuperación desigual significa dejar atrás a gran parte de la humanidad”, dijo António Guterres durante la inauguración de la 15ª Conferencia de las ONU sobre Comercio y Desarrollo (UNCTAD), a la que se refirió como la olimpiada de las discusiones no sólo sobre comercio y desarrollo, sino también de inversión, políticas y tecnología.”

Tras enumerar una serie de problemas como la pobreza, los conflictos, el cambio climático y la polarización de las sociedades, subrayó los estragos que causó a la economía mundial la llegada de la pandemia de COVID-19, al margen de haberse cobrado ya casi cinco millones de vidas. No obstante la gravedad de la situación, las medidas aplicadas para remediarla no han sido las mejores, continuó.

“Nos estamos moviendo en la dirección equivocada. Ante nuestros ojos se escapan décadas de progreso en el desarrollo que se han ganado con esfuerzo. Y los Objetivos de Desarrollo Sostenible corren el riesgo de fracasar. Necesitamos revertir esto con una recuperación global audaz, sostenible e inclusiva que beneficie a muchos, en lugar de a unos pocos”, enfatizó Guterres.

Recalcó que hasta el momento, el 80% de las inversiones para la reactivación económica se ha quedado en los países de desarrollados, no en los que más lo necesitan, además de también han acaparado la vasta mayoría de las vacunas contra el COVID-19.

“Sin embargo, más del 90% de los africanos no ha recibido todavía su primara dosis. Es una crueldad, y a medida que las variantes se afianzan y se extienden, también es una receta para el desastre que nos amenaza a todos”, advirtió, insistiendo en la necesidad de un plan global de vacunación.

Fuente de nota e imagen: https://news.un.org/es/story/2021/10/1497812

Informa Revista Digital Naturaleza Interior
“Cuidando nuestro medio ambiente y la vida”

 

X